La Policía Nacional ha rescatado a una niña de 10 años que llevaba secuestrada por su madre desde octubre de 2017. La madre, mujer de 38 años, Patricia G.A, ha sido detenida este sábado por la mañana.

La niña se encontraba físicamente en buen estado y vivía en una casa apartada a las afueras de La Cabrera.

La niña se encontraba en perfecto estado físico, pero hacía mucho tiempo que no acudía al colegio ni se relacionaba con niños y ahora tendrá que adaptarse de nuevo a la vida normal.

Sin embargo, tanto la madre como su actual pareja y la hija aparentaban llevar una vida normal en este pequeño pueblo de la sierra.