Fuentes municipales han confirmado que una máquina que realizaba trabajos ha perforado una tubería de gas en una zona terriza próxima a la calzada en la confluencia de las calles Leganés y Barcelona.

Nube de gas

Sobre las 9:45 horas de ayer, los bomberos han llegado al lugar del suceso y han disipado la nube de gas que se había generado, tras acordonar previamente la zona.

Poco después se han personado operarios de la empresa Madrileña de Gas, que han cortado el suministro y han procedido a la reparación de la incidencia, ya solventada.

La carretera M-409 y una de las principales vías de acceso al municipio y enlaza con el municipio vecino de Leganés. Es utilizada a diario por miles de vehículos en sus desplazamientos hacia la localidad fuenlabreña.