Desde el colectivo de la Policía Local del Ayuntamiento de Morata de Tajuña queremos informar a los ciudadanos de las nuevas, constantes y graves irregularidades que se vienen padeciendo en esta Policía Local, no teniendo más salida que hacerlas públicas:

1 Graves deficiencias organizativas, de seguridad y orden público y de atención al ciudadano, agravándose en actos multitudinarios como Fiestas Patronales, carreras y, la más reciente, por todos apreciados, los errores en la “Feria de la Palmerita”, con un efectivo únicamente en servicio de mañana y puesto de manifiesto por falta en la previsión de desvíos, señalización insuficiente y con numerosas erratas, lo que ha derivado en episodios caóticos en numerosas ocasiones.

2 Deficiencias múltiples por falta de mantenimiento en los vehículos policiales, quedando “utilizable” únicamente un vehículo patrulla de los tres turismos y una motocicleta (ésta prácticamente abandonada en un almacén) de las que dispone este colectivo.

3 Falta de efectivos policiales desde el año 2019 que hace imposible cubrir el servicio de 24 horas los 365 días al año en el municipio, dándose franjas horarias alternas SIN POLICÍA o con un sólo efectivo para todo el municipio. Circunstancia que conlleva a que queden avisos sin atender.

Esta falta de efectivos se debe a bajas de larga duración no cubiertas, al “despido” de dos agentes por este Equipo de Gobierno con sentencias favorables para ellos y, como no, a la estampida de compañeros a otros municipios por las deficientes condiciones laborales ofrecidas en este Ayuntamiento que además impiden el que ningún agente de otro Cuerpo de Policía quiera optar a las plazas disponibles de esta localidad.

4 Graves deficiencias en el procedimiento sancionador de tráfico que impide atajar las infracciones cometidas en el casco urbano. El Ayuntamiento de Morata de Tajuña asumió las competencias sancionadoras en materia de tráfico mediante la publicación de la correspondiente ordenanza con entrada el vigor el 1 de septiembre de 2019 demostrando una absoluta falta de previsión ya que los agentes de policía no fueron dotados de boletines de denuncia adecuados hasta meses más tarde que además, una vez facilitados, presentaban graves errores en la información de plazos e información al denunciado, hasta la fecha sin subsanar. Por otro, tampoco se tiene constancia de que se estén tramitando los expedientes sancionadores.

5 Atrasos en los pagos a los agentes desde el mes de abril hasta la fecha, impagos por la realización de servicios extraordinarios para cubrir las 24 horas de enero a junio de 2019 por falta de personal.

6 Ausencia de acuerdo en las negociaciones internas de las condiciones laborales de los agentes lo que ha provocado una imposición por decreto del calendario laboral por parte del Ayuntamiento que pretende cubrir con tan solo 10 efectivos activos lo que antes hacían 18. Calendario impuesto que además resulta irregular, vulnerando el derecho al descanso y a la conciliación laboral y familiar de los funcionarios y que además está totalmente descompensado entre los agentes, llegando algunos agentes a trabajar hasta 4 fines de semana seguidos. Este calendario ha sido denunciado por este colectivo en los juzgados quedando a la espera de resolución.

Todas estas reivindicaciones en materia de seguridad y personal se han comunicado al Equipo de Gobierno mediante las correspondientes propuestas con el fin de poder dar el mejor servicio al ciudadano a la vez que respetando los derechos laborales de los trabajadores municipales con escaso resultado hasta la fecha por lo que, a la espera de que sean atendidas nuestras peticiones, nos vemos en la obligación de difundir lo antedicho para conocimiento de los principales afectados, los VECINOS.