Gracias a la iniciativa y al empeño personal del alcalde de Navalagamella, el popular Andrés Samperio (popular en ambos sentidos del término, porque lo es, y mucho, entre sus vecinos, y porque es miembro del PP) en colaboración con la Comunidad de Madrid y la Dirección General de Patrimonio Cultural, se ha inaugurado en Navalagamella la exposición ENTRE FORTINES Y TRINCHERAS, con dos objetivos prioritarios: contar la verdadera historia de la Guerra Civil española (1936-1939) partiendo de los restos “arqueológicos” que la ingeniería militar de ambos bandos construyó en Navalagamella, como enclave importantísimo en la decisiva batalla de Brunete, y fomentar el turismo bélico, tan enriquecedor cultural, histórica y económicamente, al igual que se viene haciendo en el resto de los países europeos que en su dilatada historia han sido teatro de operaciones militares a lo largo de los siglos.

La inauguración de la exposición ENTRE FORTINES Y TRINCHERAS de Navalagamella corrió a cargo del alcalde, Andrés Samperio, en la Casa de la Cultura del municipio y a ella fueron invitados el profesor de Historia, escritor e historiador, Fernando Paz, que fue presentado por el periodista y director de EL CORREO DE MADRID, Eduardo García Serrano. Tras la introducción de Andrés Samperio, que invitó y animó a todos los españoles a visitar con ojos limpios, sin apriorismos y con vocación de aprender y, por lo tanto, entender lo que sucedió y por qué sucedió, tal y como hacen nuestros vecinos europeos en sus escenarios bélicos, Eduardo García Serrano pronunció unas breves palabras de agradecimiento a Andrés Samperio y de presentación del conferenciante, Fernando Paz. Palabras meramente protocolarias, pues Fernando Paz es suficientemente conocido, y admirado, por el público que acudió a la inauguración de la exposición ENTRE FORTINES Y TRINCHERAS.

WhatsApp_Image_201-0-17_at_011

La conferencia de Fernando Paz se centró en los antecedentes y el desarrollo de la batalla de Brunete, origen y razón de ser de esa línea de fortificaciones que enriquece el patrimonio histórico y cultural de Navalagamella. Durante más de una hora Fernando Paz hizo un minucioso recorrido de la situación política de ambos bandos, antes de la batalla, de los propósitos del Estado Mayor republicano con su diseño estratégico y táctico, y del desarrollo de los combates iniciados durante la madrugada del 6 de julio de 1937, y finalizados diecinueve días después, así como de la reacción del Ejército Nacional sorprendido, aquella madrugada del 6 de julio de 1937, por un ataque que no esperaba y que supo encajar, contener y, finalmente, desbaratar, diecinueve días después de haberse iniciado. Fernando Paz puso especial énfasis en relatar el heroísmo que ambos bandos desplegaron en la batalla de Brunete, a su juicio la más importante y decisiva de todas cuantas se libraron en la Guerra Civil española.

La exposición de Navalagamella ENTRE FORTINES Y TRINCHERAS estará abierta al público hasta el próximo 12 de mayo en la Casa de la Cultura. Desde EL CORREO DE MADRID animamos a nuestros lectores a que se acerquen a Navalagamella a visitarla y a que hagan el recorrido por esa línea de fortines y trincheras que la batalla de Brunete dejó en Navalagamella. Un recorrido por la Historia, para aprender, entender y comprender.