El pasado Viernes Lozoyuela celebró el tradicional traslado de la Virgen de la Ermita a la Iglesia para que la Virgen de la Soledad, su Patrona, presida las Fiestas.

 Todo el pueblo se unió en procesión acompañado de muchos visitantes que acudieron para vivir con gran emotividad este acto religioso. Juntos con la Banda Municipal de Cornetas y Tambores de Lozoyuela-Navas-Sieteiglesias, se recorrieron las calles del Pueblo hasta llegar a la Iglesia en donde el pueblo y las autoridades hicieron la tradicional ofrenda floral.

La Banda Municipal de Cornetas y Tambores que con sus redobles de tambores, y el sonar de sus cornetas, rompieron el silencio en un momento de emotividad donde más de una lágrima se escapó de los ojos de los asistentes.

La “Banda Municipal de Tambores y Cornetas de Lozoyuela-Navas-Sieteiglesias” junto a la “Hermandad de la Virgen de la Soledad” han colaborado de una forma muy especial contagiando su ilusión y entusiasmo con el objetivo de recuperar así las costumbres de nuestros pueblos.

Desde aquí, nuestra admiración y reconocimiento a todas las personas que hacen que estos actos no caigan en el olvido sino al contrario cobren mayor fuerza con el paso de los tiempos, constituyendo un legado de nuestra fe, nuestras raíces y formas de vida.