La Unidad de Geriatría del Hospital Universitario Infanta Sofía ha organizado la I Jornada dedicada al Deterioro Cognitivo y dirigida a médicos y profesionales de enfermería tanto de hospitales como de residencias y Atención Primaria. El objetivo es abordar de forma práctica y desde una perspectiva multidisciplinar diferente, problemas del paciente que sufre deterioro cognitivo institucionalizado: detección, evaluación, manejo de trastornos conductuales, y problemas nutricionales y de disfagia entre otros. Se han organizado varias mesas de trabajo para tratar asuntos como el abordaje no farmacológico de los trastornos de conducta, el dolor como fuente de trastornos de conducta o trastornos de la deglución y alimentación en estos pacientes.

El Hospital Infanta Sofía atiende a un área con más de 50 residencias de la tercera edad. El deterioro cognitivo es uno de los principales problemas geriátricos ya que se estima que un 20% de los mayores de 80 años tiene demencia y esta cifra se incrementa a medida que aumenta la edad.

El diagnóstico de esta entidad, de los trastornos asociados en cada una de sus fases y de las complicaciones derivadas, son problemas a los que se enfrentan los profesionales implicados en su atención. En muchos casos, el deterioro cognitivo, el trastorno afectivo, delirium, trastornos de conducta, trastornos de alimentación y otras complicaciones derivadas del deterioro cognitivo, son motivo de consulta y derivación al hospital.

Los geriatras están convencidos de que profundizar en estas patologías y todas sus derivadas, mejora la atención a este grupo de población. Por otro lado, como en la mayoría de síndromes geriátricos, el abordaje multidisciplinar enriquece la evaluación y asegura un mejor resultado de la intervención. El Hospital Infanta Sofía atiende cada año una media de 200 ingresos de hospitalización de agudos además de otros 250 pacientes a cargo del Servicio de Traumatología y con directa intervención de Geriatría por fracturas óseas, principalmente cadera.

La Unidad de Ortogeriatría del Hospital recibió en 2016 la medalla de oro en el prestigioso programa Capture the fracture de la IFO (Internacional Osteoporosis Fundation). Un reconocimiento que muy pocos hospitales de la región tienen y que avala el trabajo desarrollado por esta Unidad.