FELGTB y COGAM, han afirmado que "Ciudadanos no ha entendido o no ha querido entender" que el acto del sábado en Madrid era una "manifestación política".

En opinión de los organizadores del Orgullo, "Ciudadanos tiene que hacer autocrítica y analizar por qué las personas a las que supuestamente dice defender con sus políticas les impiden avanzar en una manifestación convocada para reivindicar sus derechos".

Las dos entidades agradecen a la ciudadanía el seguimiento masivo de la manifestación: “Ha sido una jornada cargada de sentimiento y la conmemoración del Orgullo más política y reivindicativa de los últimos años”, dice el comunicado.