Un toro apareció la mañana del pasado Viernes, hacia las 8.50 horas, trotando entre los coches de la calle Muñoz Degraín de Oviedo ante el asombro de conductores y viandantes. En un primer momento, un empleado del servicio municipal de limpieza lo pastoreó hasta un prado de la calle Cardenal Cienfuegos para apartarlo del tráfico y evitar un accidente hasta la llegada de la Policía Local.

 

 Los agentes acaban llevaron al animal, que aseguran que es manso, hasta el Parque de Invierno y han localizado al propietario, que ha ido a recogerlo con un camión. El animal se escapó de una finca de Tudela Veguín