Sus últimas palabras en Twitter son para agradecer a Santiago Abascal, Rocío Monasterio, Iván Espinosa de los Monteros y Javier Ortega Smith que le hayan abierto las puertas de Vox "para seguir defendiendo la unidad nacional" y sus "ideas liberal-conservadoras al servicio de los españoles desde el proyecto de la #EspañaViva".

Hace una semana, Henríquez de Luna comunicó su baja del PP en un tuit en el que cargaba duramente contra el partido. Afirmó que le habían comunicado que no da el "perfil del nuevo PP", es decir, que no va a ir en las listas del partido para las elecciones municipales del 26 de mayo. "Por respeto a los madrileños, coherencia y dignidad he decidido dejar mi acta de concejal y darme de baja. Renuncio a unas siglas donde no me quieren, pero no a mis principios", escribió.

Henríquez de Luna fue mano derecha de Esperanza Aguirre, tanto como portavoz del Grupo Popular en la Asamblea de Madrid en 2011-2015 como cuando ocupó el número dos de la lista de Aguirre al Ayuntamiento de Madrid en las pasadas elecciones. Sin embargo, en abril de 2017 tras la dimisión de Aguirre a raíz de la imputación de Ignacio González en el caso Lezo, el grupo municipal del PP eligió al número tres de la lista, José Luis Martínez-Almeida, para ocupar la portavocía tras una votación interna en la que Almeida obtuvo 10 votos a favor de los 20 ediles del grupo, frente a ocho votos de Henríquez de Luna.

¿Estaría en VOX si hubiera entrado en las listas de la Comunidad? Se responde solo. ¿Hay gente más implicada en VOX desde los inicios y con igual o más conocimientos de la gestión municipal? La pregunta tambien se responde sola.