Parece que la magia, o la maldición según se vea, del bisturí no pasa desapercibida entre los famosos de cierta edad. En esta ocasión le toca el turno a un sex symbol de los 90 Pamela Anderson.

 

Parece que poco queda de mujer despampanante que despertó el deseo en mucho hombres y la envidia y recelo de muchas mujeres, al correr con su bañador rojo por las playas de California, interpretando a Casey Jean Parker en los vigilantes de la playa. Hace unos días se pudo ver a la actriz en una cena benéfica por Haití, organizada por Sean Penn en California, acompañada de su hijo Brandom, a muchos periodistas les costó reconocer a la actriz debido a los excesos del bisturí. 

 

pamela_jovenpam

 

 

Su rostro notablemente cambiado a despertado la polémica. Muchos opinan que este cambio era consecuencia de un desastroso maquilla pero otros no dudan en que la actriz ha pasado por las manos de un cirujano plástico. Es cierto que en sus últimas apariciones previas, se podía ver a la actriz de 49 años con un rostro natural y bello, sin parece nada artificial. Pero en ocasiones, como es muy habitual en Hollywood el miedo a envejecer lleva a muchos actores y actrices a someterse a diversos tratamientos, en lo que el bisturí juega malas pasadas, como fue el caso Uma Thurman y Ben Affleck, o René Zellweger, quien parecía haberse borrado la expresión de la cara al igual que le ha pasado a Anderson. 

 

 pamela_y_su_hijo

 

Pamela Anderson declaró hace unos años lo siguiente:

 

"No estoy en contra de la cirugía plástica, lo que me he hecho me lo guardaré para mí y está bien, pero no quiero nada más. Me haré retoques faciales pero no quiero ir por el escalofriante camino y que me claven cuchillos" 

 

Según dichas declaraciones la actriz afirmaba no estar en contra de la cirugía estética, y reconocía haberse sometido a algún retoque, pero también dejaba claro no volver a hacerlo pues prefería no someterse a las duras críticas que eso podría suponerle. Aún que no hay confirmación alguna de que se haya operado el rostro de nuevo, todo apunta a que podría ser que la actriz olvidase estas palabras con el paso de los años. 

 

¿Qué opináis de los excesos de la cirugía?¿Es más bonita una cara natural o retocada? Dejadnos vuestros comentarios en nuestras redes sociales.