La transformación digital es aquel proceso por el cual se utilizan tecnologías digitales para crear nuevos procesos de negocios, metodologías de trabajo y mejoras de experiencia del cliente, con el fin de satisfacer los requisitos cambiantes de negocios y mercados.

Con la transformación digital se está cambiando la manera en que se hacen los negocios y, en algunos casos, creando clases de negocios completamente nuevas. Se trata, de un proceso de renovación tecnológica y en definitiva de transformación digital, muy útil para estudiar y analizar revisando todo lo que hacen las empresas, desde los sistemas internos hasta las interacciones con los clientes, tanto en línea como en persona, verificando cual es la mejor opción posible para potenciar un mejor rendimiento.

 

Beneficios de la transformación Digital

¡Es una realidad! Para seguir siendo competitivos y relevantes, es crucial para las empresas comenzar y progresar en su transición hacia la transformación digital.

Implementar una correcta trasformación digital requiere de un máximo compromiso por las partes afectadas y una defensa férrea por parte de los altos cargos para tener el máximo impacto.

Esto da como resultado el disfrute de ciertos e interesantes beneficios:

  • Transforma la experiencia del cliente. Las nuevas tecnologías aplicadas a los procesos de negocio de una empresa modifica la experiencia del cliente. Una gran parte de las estrategias de transformación digital están diseñadas específicamente para mejorar la experiencia del consumidor. Por ejemplo, la empresa ICM ofrece soluciones de virtualización de escritorios tanto para usuarios con o sin movilidad.
  • Mayor Transparencia. Una de las grandes cualidades de la transformación digital es la facilidad para el análisis del Big Data proporcionando a las empresas información en tiempo real y una mayor visibilidad y conocimiento de sus operaciones, especialmente el desempeño del capital humano y activos.
  • Aumento de la colaboración. La tecnología hace que haya más información disponible para poder identificar patrones y comprender por qué ciertas técnicas son más efectivas. La comunicación abierta y el acceso a esta información, fomenta la confianza y ayuda a que el entorno de trabajo sea menos jerárquico y aislado.
  • Eficiencia. Junto a la satisfacción final del cliente, la eficiencia en las tareas es uno de los grandes objetivos de las empresas actuales. Integrar soluciones tecnológicas para determinadas acciones y necesidades, estimula un flujo de procesos más rápido, lo que hace que el modelo de eficiencia de la organización sea uno de los principales factores de mejora en el rendimiento.
  • Facilita la integración de los procesos internos. La transformación digital permite la sistematización empresarial y el desarrollo organizativo. Este proceso aumenta la coherencia en el rendimiento del trabajo, porque todos los que realizan las mismas tareas siguen las iguales instrucciones e incrementan la efectividad y la eficiencia, al existir proceso estándar de trabajo.

La transformación digital se ha convertido en una de las principales tendencias en las estrategias de negocio de las empresas. El mayor objetivo a cumplir es crear un modelo de trabajo capaz de mejorar la gestión empresarial y aumentar la productividad, siendo los resultados más que prometedores.