Esta fue la intervención más que concreta y certera del General Juan Chicharro: