• Este año, el servicio lo prestarán los autobuses de City Tour con el objetivo de reducir las emisiones contaminantes
  • El pase general será de cuatro euros, el viaje para niños de hasta siete años gratuito y la tarifa reducida para mayores de 65 años y personas con movilidad reducida será de dos euros

El Ayuntamiento de Madrid pone en marcha a partir del próximo 29 de noviembre y hasta el 6 de enero los autobuses de la Navidad, Naviluz, para que los ciudadanos puedan disfrutar de la iluminación navideña en estas fechas. Se garantiza así un servicio altamente demandado por madrileños y visitantes.

 

Esta actividad viene siendo habitual desde 2006 como alternativa de ocio para evitar el uso del vehículo privado en la ciudad en estas fechas. En esta edición, el servicio lo prestará por completo la Unión Temporal de Empresas que se encarga de City Tour, los autobuses turísticos de la ciudad, con un número de vehículos similar al de las pasadas Navidades.

 

Venta, itinerario y horarios

Naviluz, que empezará a funcionar el 29 de noviembre y prestará servicio hasta el 6 de enero, salvo los días 24 y 31 de diciembre y 5 de enero, pondrá a la venta un número de entradas similar a las del año pasado, que rondaron los 100.000 billetes, y a los mismos precios de la pasada edición. El pase general costará cuatro euros, el viaje para niños de hasta siete años será gratuito y la tarifa reducida para mayores de 65 años, personas con movilidad reducida y menores de siete a once años será de dos euros. Las reservas de entradas podrán realizarse desde el próximo lunes, 25 de noviembre, a través de internet.

La duración del recorrido será de 50 minutos aproximadamente, con intervalos de diez minutos entre autobús y autobús. De domingo a miércoles el horario será de 18:00 h a 23:00 h y de jueves a sábado y los festivos, de 18:00 h a 0:00 h.

  

El autobús partirá de la plaza de Colón, frente a los Jardines del Descubrimiento (única parada) y recorrerá la calle Serrano, plaza de la Independencia, plaza de Cibeles, calle Alcalá, Gran Vía, Reyes, Maestro Guerrero, San Leonardo, plaza de España, Gran Vía, Alcalá, plaza de Cibeles, plaza de la Independencia, calle Velázquez, José Ortega y Gasset y calle Serrano hasta el cruce de la calle Goya.

 

Un servicio más limpio y más económico

Dentro de la política medioambiental de este Gobierno municipal, a través de Madrid 360 se ha decidido no volver a utilizar los autobuses de dos pisos de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) por su alta emisión de contaminantes.

Hasta la fecha, el servicio de Naviluz se prestaba con parte de los 15 autobuses de dos pisos que tiene la EMT. Estos vehículos, que funcionan con motor diésel, están matriculados entre mayo de 2001 y agosto de 2005, es decir, están ya amortizados al alcanzar una horquilla de antigüedad de entre 14 y 18 años. Renovar esta flota supone un gasto de nueve millones de euros (600.000 euros por autobús) para un servicio que dura poco más de un mes. Frente a estos autobuses, los de City Tour son Euro VI, con una antigüedad máxima de dos años.

Según cálculos realizados por el Área de Medio Ambiente y Movilidad, basándose en el último Inventario de Emisiones Contaminantes de la Ciudad para vehículos que circulan por el interior de la M-30, esos 15 autobuses de la EMT emiten, aproximadamente, las mismas emisiones contaminantes que 100 coches sin distintivo ambiental o que 3.000 vehículos ECO.

 

El pasado año, se pusieron en circulación ocho autobuses de la EMT a diario, diez los domingos y doce los sábados. Además, se amplió la oferta con seis autobuses de la UTE de City Tour, al amparo del contrato de la concesión en el que encaja la ampliación para servicios especiales como Naviluz, la misma fórmula que se va a llevar a cabo este año.