Entre los hechos ocurridos en la Historia, un día como hoy, en 1129, durante la celebración del Concilio de Troyes, se reconoció oficialmente a la Orden del Temple (Orden de los Pobres Compañeros de Cristo y del Templo de Salomón), que había sido fundada en 1118 por nueve caballeros franceses tras la Primera Cruzada, presididos por su primer Maestre, Hugo de Payns, siendo su propósito principal proteger las vidas de los cristianos que peregrinasen a Tierra Santa. Los primeros Caballeros Templarios que fundaron la orden, además de su primer Maestre, fueron: Godofredo de Saint-Omer, Godofredo de Bisol, Payen de Montdidier, André de Montbard, Arcimbaldo de Saint-Amand, Hugo Rigaud, Gondemaro y Rolando, de los cuales se desconocen los datos de su historia, excepto de Godofredo de Saint-Omer, posiblemente hijo de William I, Señor de Saint Omer, quien también estuvo en la primera cruzada y André de Montbard, que fue el quinto Maestre de la orden.

En 1759, después del terremoto de Lisboa del 1 de noviembre de 1755, en que quedó destruido el palacio real, el rey José I, que padeció de claustrofobia desde aquel día, vivía en un complejo de tiendas de campaña y cabañas de maderas ligeras instaladas con el mayor lujo posible a las afueras de la ciudad, en unos amplios solares entre las viviendas de los vecinos del barrio de Ajuda. Regresando el rey una noche a su suntuosa barraca, en un pequeño carruaje por solitarios caminos secundarios, luego de haber disfrutado de una agradable velada secreta con su amante, Teresa Leonor de Távora, le salieron al encuentro tres hombres a caballo que dispararon al carruaje con sendas armas de fuego, hiriendo al rey en un brazo y al conductor gravemente en el pecho, junto a un hombro. Llegados como pudieron al campamento, la situación de alarma fue tomada en cuenta directamente por el primer ministro, Sebastião José de Carvalho e Melo, hombre austero de caracter riguroso y metódico, que había hecho reconstruir la ciudad en tan solo un año. Inmediatamente procedió a declarar secreto todo el trasunto y sus pesquisas dieron fruto en pocos días, logrando detener a dos de los tres emboscados y encontrar una de las armas utilizadas, que pertenecía al duque de Aveiro. Sometidos a tormento, se declararon contratados por la familia Távora, uno de cuyos componentes sabía donde estaría el rey esa noche, para cometer el ataque, que permitiría ocupar el trono a otro noble de alcurnia con sucesores varones, como pudieran ser los Aveiro, Alvor, Cadaval, Alorna o Távora. Ahorcados sin más juicio los presuntos autores, pocos días más tarde, antes de hacer publico el atentado, el primer ministro hizo detener a todos los componentes de la familia Távora, la marquesa, su marido, todos sus hijos, hijas, yernos, nietos y criados, el duque de Aveiro , el marqués de Alorna, el conde de Atouguia y las familias de éstos. Gabriel Malagrida, el jesuita italiano confesor de Leonor de Távora también fue arrestado junto con otros seis padres de esta orden. Todos ellos fueron sometidos a juicio y, a pesar de confesarse inocentes, fueron torturados y sentenciados a muerte. Exceptuando a los niños, que fueron indultados, los nobles, sin distinción de sexo o edad, fueron torturados tal día como hoy en un descampado de lisboa, siendo fracturados sus brazos y piernas con mazas de hierro, antes de ser decapitados, sus cuerpos quemados y sus cenizas arrojadas al Tajo. El jesuita Malagrida fue quemado vivo en una plaza de la ciudad y los restantes miembros de la orden fueron expulsados tanto del país como de los dominios de ultramar. El palacio del duque de Aveiro, en Belém, fue destruido y su solar sembrado de sal para que nada creciese en él. Los pocos supervivientes de los Távora pasaron a España con los infantes más pequeños ayudados por nobles fieles a Aveiro y Távora, y nunca más se supo de ellos. El primer ministro, Sebastião de Melo fue nombrado conde de Oeiras por su "gestión" de la crisis y, en 1770, fue galardonado con el título de Marqués de Pombal, nombre por el que se le conocería para el resto de los tiempos. Toda la sociedad europea estuvo escandalizada durante un tiempo, sin saber que treinta años más tarde sentirían en sus carnes el terror de Francia.

En 1888, bajo la presidencia de Gardiner Greene Hubbard, abogado, financiero y filántropo, suegro del inventor Alexander Graham Bell, a quien apoyaba sus experimentos, se fundó la National Geographic Society en la ciudad de Washington. Los objetivos de la Sociedad eran incrementar y difundir los conocimientos geográficos, apoyando expediciones científicas y trabajos de campo, promoviendo la conservación de la riqueza natural y cultural del planeta y educando a la población en el cuidado de la naturaleza. Nueve meses después de su fundación, se publicó el primer ejemplar de National Geographic, boletín científico muy distinto de la revista periódica e ilustrada por los mejores fotógrafos del mundo en que se convertiría con el paso del tiempo.


Entre quienes nacieron tal día como hoy, en 915, Al-Ḥakam ibn Abd ar-Raḥman, llamado por los cristianos, Alhaquén II, hijo, sucesor y continuador de Abderramán III. Mantuvo la política de su padre, la prosperidad y la paz en Al-Ándalus. Amplió la mezquita de Córdoba, construyendo la más amplia nave de preciosas columnas y llevó la ciudad a su apogeo en el periodo califal.

En 1977, Cayetano Rivera Ordónez, torero español perteneciente a una gran dinastía de toreros como hijo de Paquirri nieto de Antonio Ordóñez y sobrino-nieto de Luis Miguel Dominguín. Aunque es muy conocido en las revistas del corazón y programas "basura" de televisión, ha trabajado como modelo para Armani y Loewe y como empresario ha tenido experiencia con dos negocios de restauración y una inmobiliaria en Puerto Banús donde vende mansiones de una de las urbanizaciones más lujosas de Europa.

Entre quienes fallecieron tal día como hoy, en 1691, George Fox, místico británico fundador de la Sociedad Religiosa de Amigos, cuyos miembros son conocidos como "cuáqueros". En 1647 inició su vida de predicador errante manifestando que el Espíritu Santo era el único guía de la fe. Sus críticas contra determinados aspectos sociales le hicieron ser perseguido e ir a la cárcel en varias ocasiones acusado de blasfemia, de causar disturbios y escándalos públicos.

En 1941, James Joyce, escritor irlandés, reconocido mundialmente como uno de los más importantes e influyentes del siglo XX, aclamado por su obra maestra, Ulises, aunque también escribió otras obras famosas "Dublineses" o "Retrato del artista adolescente", obra de inspiración autobiográfica. Está considerado dentro del modernismo anglosajón.

En 2002, José María Sánchez Silva, escritor español, especializado en libros para niños, es el único español galardonado con el premio Andersen. Entre sus obras, nunca se olvidarán "Primavera de papel", "Historias de mi calle", "Fábula de la burrita Non", "Adiós, Josefina" o el entrañable "Marcelino Pan y Vino".

En 2012, Miljan Miljanić, ex-jugador y ex-entrenador de fútbol yugoslavo. Nacido en una familia montenegrina originaria de la ciudad de Nikšić. Fue entrenador del Estrella Roja de Belgrado, donde había sido jugador, del Real Madrid CF, del Valencia CF, y de la Selección de Yugoslavia. Como entrenador ganó 4 ligas y 3 copas de Yugoslavia con el Estrella Roja de Belgrado y 2 ligas y 1 copa de España con el Real Madrid CF.

Descansen en paz todos ellos.

Hoy, trece de enero, según el Santoral católico, se celebran, entre otros, los siguientes santos: San Hilario de Poitiers, obispo y doctor de la Iglesia; Santos Hermilio y Estratonico, mártires; San Agricio de Tréveris, obispo; San Remigio de Reims, obispo; San Kentigerno de Glasgow, abad y obispo; San Pedro de Capitolias, presbítero y mártir; Santos Gumersindo y Servideo, mártires; Beato Godofredo, religioso; Santa Juta o Iveta, reclusa; Beata Verónica de Binasco Negroni, virgen; Santos Domingo Pham Trong Kham, Lucas Thin y José Pham Trong Tá, mártires; Beato Francisco María Greco, presbítero y fundador y Beato Emilio Szramek, presbítero y mártir.

Muchas felicidades a quienes celebren hoy su onomástica su cumpleaños o el aniversario de algún hecho querido para ellos.

El tiempo de hoy, según los meteorólogos, será nublado o muy nublado y con temperaturas entre -3ºC de mínima y 6ºC de máxima. El sol saldrá a las 8:41 y se pondrá a las 18:11.

Pasad todos un buen día y dedicaos una gran sonrisa porque hemos superado satisfactoriamente esta primera semana sin fiestas a debemos afrontar pletóricos la siguiente.