Fotografía de portada de la Agrupación Capitán Urbano de la Asociación División Azul de Reconstrucción Histórica.

En la batalla de Krasny Bor, en febrero de 1943 4 divisiones soviéticas con 32000 hombres, 70 tanques y 100 aviones se lanzaron contra los apenas 5000 hombres del Regimiento 262 de la División Azul. Fue la mayor batalla que afrontó la División Azul.

En la batalla de Krasny Bor los soviéticos trataron de arrollar a la División Azul como parte de la llamada por los rusos" Operación Estrella Polar", una gran ofensiva en la que el Ejército Rojo trató de romper el cerco alemán de Leningrado (San Petersburgo) y asestar un golpe mortal al Grupo de Ejércitos Norte alemán. Hay que recordar que un mes antes, en enero los rusos habían obtenido una gran victoria forzando la rendición de 125 000 soldados alemanes en el sur de Rusia, en la batalla de Stalingrado. Ahora intentaban conseguir lo mismo pero en el norte.

Para ello debían aplastar en primer lugar a dos divisiones de la Wehrmacht, la 250 " Azul " española y la división "Polizei" de las SS (formada por agentes de policía de las ciudades de Alemania). La División Azul y la Polizei, vecinas de frente guarnecían la vital línea de ferrocarril Moscú- Leningrado en el sector clave del río Izhora.

En el sector español, en la población de Krasny Bor el ataque se inició el 10 de febrero y fue durísimo. Después de un terrible bombardeo artillero de más de 70.000 disparos de cañón y cohetes tierra tiera, 32000 soldados rusos, con lanzallamas y apoyados por tanques y aviones se lanzaron contra los soldados españoles. 

La defensa española fue absolutamente heroica y hubo una multitud de hechos valerosos por parte española que han sido relatados numerosas veces pero que darían para libros enteros (que de hecho ya se han escrito).

Uno de esos actos heroicos y que es relativamente poco conocido fue el protagonizado por el capitán Edmundo Campos que mandaba la 7 Compañía del 2 Batallón del Regimiento 262 junto a la posición defensiva conocida como  "El Bastión".

Todavía en los momentos iniciales del ataque ruso localizó a 200 soldados soviéticos ocultos junto a la carretera que llevaba a Krasny Bor preparados para lanzarse al ataque contra las posiciones españolas. Campos emplazó una potente ametralladora alemana MG 32  y sorprendiendo totalmente a los soldados rusos abrió un fuego devastador contra ellos, tumbando a 120. A continuación junto a otros tres españoles dirigió una incursión de 4 hombres con granadas y subfusiles alemanes M 40 (el arma en el que se basarían luego los rusos para diseñar el famoso fusil AK-47 "Kalachnikov") y mató a los otros 80 rusos.

Pero no fue la única acción heroica del capitán Campos en la batalla de Krasny Bor. Poco después Campos con otros 5 hombres logró acercarse a 4 tanques soviéticos KV1 (de 48 toneladas y 2' 75 metros de altura) que atacaban. El pequeño comando español les lanzó minas T alemanas a las orugas, tras colocarles el detonador. La explosión de las minas consiguió poner fuera de combate a los tanques. Otros 8 tanques rusos retrocedieron entonces. 

El capitán Campos con algunos de sus hombres logró establecer contacto con el capitán Aramburu Topete (que años más tarde, a finales de los 70 y principios de los 80 siendo ya General llegaría a ser Director General de la Guardia Civil). Aramburu Topete era un experto zapador y había sembrado de minas algunas de las zonas por donde atacaron los rusos en la carretera hacia Krasny Bor, que causaron grandes bajas a los rusos. Campos y Aramburu continuaron la lucha en " El Bastión".

La División Azul pasó momentos críticos en la batalla de Krasny Bor. Como señalan los historiadores norteamericanos Gerald Kleinfeld y Lewis Tambs, refiriéndose al momento culminante de la batalla " Si la 72 División soviética empujaba hacia el Oeste, se hubiera perdido toda la División Azul, pero a pesar de una serie de embestidas de la 72 División, los españoles lograron resistir de algún modo"

Finalmente, la resistencia de los soldados españoles consiguió frenar la ofensiva soviética. 1200 españoles murieron en la batalla. Los muertos rusos fueron entre 3000 y 6000.  La división Polizei alemana también frenó la ofensiva rusa en su sector, aunque esta no había sido tan potente, con lo cual la gran operación rusa Estrella Polar fue un fracaso, en buena medida gracias a la División Azul. 

El capitán Edmundo Campos, natural de Infiesto, Asturias murió dos meses más tarde el 16 de abril de 1943 a causa del impacto de un proyectil ruso. Fue condecorado con la Cruz de Hierro alemana. Era una importante condecoración, pero como señala el experto historiador de la División Azul Carlos Caballero Jurado, probablemente muchos miembros de la División Azul hubieran merecido condecoraciones mayores que las que recibieron. Este parece ser uno de esos casos.