Me remiten lo que se vio en un canal TV, donde están emitiendo una serie de la guerra civil española, y en este caso, del asedio del Alcázar de Toledo.

En ese reportaje, se vierten muchas opiniones y datos, que no coinciden con la realidad de lo allí ocurrido. Desconociendo, si algunos son ciertos o manipulados, por ser la primera vez que oigo hablar de ellos

Como sería extenso tratar todos, me voy a remitir a la conversación de Moscardó con su hijo, quien mi padre LUIS BARBER GRONDONA, pieza clave en ese asedio, al que en ese reportaje se nombra cuatro veces. Fue el único que oyó a los dos interlocutores, pues es muy fácil demostrar, que no fue como ahí se relata.

Se cuenta, hubo varios testigos de la misma, lo que cae por su propio peso, no es posible, pues tanto Moscardó como el republicano y su hijo, estaban en teléfonos opuestos, desconociendo si en el que estaba su hijo, era o no una centralita como la del Alcázar. Las que para enlazar con el que llamaba, se introducía una clavija macho, en la hembra del número a que se llamaba. Mientras el telefonista a través de sus auriculares oía la conversación.  

Estas centralitas tenían tantas clavijas como teléfonos a ellas conectadas. La del Alcázar, estaba a cargo de mi padre por ser Tte. de Ingenieros, y un soldado operador que ahí se da el nombre y apellidos.

 Ese soldado tenía la orden de no pasar llamadas, sin autorización de su Tte., púes eran constantes las amenazas y burlas. En el caso de que llegara alguna del exterior importante, era ese Tte. quien por orden de Moscardó la tamizaba, como así fue, la llamada del republicano, que el soldado puso en conocimiento de su Tte. Y este en comunicación con Moscardó.

Por lo tanto de este lado, y dado el tipo de centralita, solo pudo oír la conversación, el telefonista, en este caso el Tte. Barber.

El periódico interviú, más que sensacionalista, sacó un reportaje de ese soldado, como único intermediario de esa conversación, de cuya fotografía todavía me acuerdo, al verle entonces sesentón, bajito y rechoncho, con su abrigo negro. Si actúo así, sería por saber si había fallecido su Tte. Soldado, de quien pienso, dado los pocos asediados supervivientes, habrá fallecido.

 Mis hermanos y madre, indignados, decidimos callar, pues ese periódico buscaría la confrontación y seguro manipulación, de haber intentado se rectifique

Luego esa falsedad, que ahí se expone, queda demostrada como tal. Por otra parte, mi padre nunca escribió lo que oyó, si dijo en casa,que las palabras no son las reales, que escritas están en el despacho de Moscardó en el Alcazár. Sí, que tuvieron el mismo sentido y no merecía la pena cambiar según contó a su familia.

Después de lo oído, salió de la centralita, y vio a Moscardó se había sentado en un banco del patio, se acercó a él y le dijo, “MI CORONEL NO LE MATARAN “contestó, BARBER SÉ QUE LO HARAN. Lo que está escrito en sus memorias, que se guardan en ese museo del Ejercito de Toledo o sea, que todo lo que se escriba de esa conversación tiene por origen lo que oyen a Moscardó los que estaban con él, sin saber lo que dice su hijo, más lo que haya contado o dejado Moscardó escrito.

 Hay otros hechos que salen en ese reportaje, la llegada de Moscardó, el municionamiento, la aguada, el embudo de la mina, lo que narra esa hija del guardia civil Gómez de Salazar y un sinfín de datos, que apartes de discutibles, los hay falsos. Pero que dejo a quienes los conocen con más detalle, ellos los expongan, si lo creen conveniente. Pero si pienso, que dada la situación que vivimos, no debemos callar, ya que como se dice, “el silencio otorga” que es lo que se ha hecho años atrás, y de haber puesto freno a esas manipulaciones, hoy no estaríamos sufriendo la destrucción de la historia de España y su unidad. Algo, que ahora se está viendo como cada vez son más los que no se callan o no esconden la bandera o se puede leer en esta página y por desgracia en único canal de TV no manejado por la ideología que nos gobierna INTERECONOMIA. A pesar del bombardeo continúo intentando ocultar o difamar. Esperemos eso se convierta en el voto democrático cuando deje de estar comprado.

Así, un militar ejemplar, me decía, estoy harto de oír hablar de la guerra, pues mi generación la tuvimos siempre presente y ahora lo mismo, pero falseada como aquí se demuestra.

Sirva saber ¿cuantos conocían a Blas de Lezo o cientos de conquistadores o navegantes? pero si, se conoce a Sabino Arana o Blas Infante, el que echaba los discursos desde el vagón de tercera cuando viajaba en primera, que se oculta, y hoy afortunadamente como respuesta a este adoctrinamiento, se les está dando a conocer, pues están saliendo unos españoles que no se dejan engañar por la leyenda negra o los muchos que viajan. Ahí están esas manifestaciones plagadas de banderas de España que lo demuestra

Pero queda ese cáncer político que tiene inundadas las escuelas, introduciendo principios que destruyen la moral de los alumnos, LGTB, memoria histórica o sacrificio, disciplina, trabajo etc. Así, el otro día en la peluquería, me ocurrió con un joven que corría maratones, lo que ya indica su valor positivo. Al hablarle del Ejercito como pionero de la EF en España, salió el tema del Alcazár, desconocía lo que era, cuando mi generación y posterior, era más que conocido.   

Hoy, gracias a los que dirigen la Hermandad del Alcázar, hijos de los defensores, mantienen lo que allí ocurrió, y sobre todo como símbolo moral, de esa triste guerra, que sus padres, con su defensa, ayudaron a hacer esta España más grande, y que por mucho que lo intenten ocultar o calumniar, no conseguirán que las palabras lo minen, como lo intentaron en el 36 con la trilita

 

Coronel Retirado de Infantería Enrique Barber Buesa