El número de clínicas de aumento de pecho se ha incrementado de forma notable en la ciudad de Madrid en los últimos años

En la actualidad, cada vez son más las mujeres que deciden someterse a una operación de aumento de pecho para lucir una figura más esbelta y llamativa. Una tendencia que empezó a hacerse famosa por todo el mundo a partir del año 1895, cuando el cirujano de la República Checaa, Czerny, realizó un injerto para aumentar el pecho a partir de un lipoma o tumor benigno de la espalda de una paciente

Desde entonces, este tipo de procedimiento quirúrgico no ha dejado de evolucionar y hoy en día existen una gran cantidad de clínicas médicas que se dedican específicamente a este tipo de operación. Según la mayoría de los expertos en la materia, las mejores clínicas de aumento de pecho están en la ciudad de Madrid, donde el número de estas ha crecido de forma notable en los últimos años.

Una buena prueba de la importancia que las mujeres dan a este tipo de procedimiento quirúrgico en la actualidad, ya que gracias a los grandes avances que se han conseguido, el aumento mamario o mamoplastia de aumento se ha convertido en un método seguro y fiable que permite mejorar el tamaño y la forma del pecho de las mujeres.

 

¿Qué es exactamente la mamoplastia de aumento? 

Probablemente, la mayoría de las personas tienen claro en qué consiste una operación de aumento mamario o de mamoplastia de aumento, sin embargo, conviene recordar que este tipo de procedimiento quirúrgico enfocado a aumentar el tamaño y mejorar la forma del pecho de las mujeres ha evolucionado notablemente en los últimos años.

Por tanto, en la actualidad existen clínicas de aumento de pecho que ofrecen tratamientos novedosos que facilitan la operación en las mujeres que deciden enfrentarse a ella. Además, antes de someterse a un procedimiento de aumento de pecho es importante comprobar que la clínica médica en cuestión pertenece a la Asociación de cirujanos, ya que se han dado algunos casos de estafas por acudir a clínicas no profesionales.

Para evitar este tipo de problemas, lo más recomendable es fiarse de la palabra de los expertos que aconsejan ponerse en contacto con clínicas de aumento de pecho profesionales, que sean capaces de analizar qué necesita cada paciente y que ofrezcan las últimas novedades del momento de este procedimiento quirúrgico.  

 

Intervención de aumento de pecho en clínicas profesionales

Como ya se ha comentado en el apartado anterior, todas las mujeres que quieren someterse a una intervención de aumento de pecho deben ponerse en manos de clínicas profesionales de mamoplastia de aumento, ya que es la forma más segura y fiable de que este procedimiento quirúrgico no suponga problemas.

No hay que tener miedo a la hora de tomar la decisión de aumentarse el pecho, puesto que gracias a los últimos avances tecnológicos, hoy en día este tipo de intervención no ocasiona problemas en las mujeres, siempre y cuando sea realizada por parte de profesionales de la materia. Un tipo de cirugía que dura entre 1 y 2 horas y que se lleva a cabo en un quirófano bajo anestesia general, donde el profesional médico realiza una pequeña incisión alrededor de la areola para colocar la prótesis.

Después de la intervención de aumento de pecho, la paciente debe tener cuidado y no realizar movimientos bruscos, por lo que es recomendable contar con la ayuda de algún familiar o acompañante que ayude a realizar las tareas del día a día. Al pasar 1 semana aproximadamente, la paciente podrá empezar a hacer vida normal sin tipo de ningún problema.

 

Dónde encontrar las mejores clínicas de aumento de pecho

Según los expertos en la materia, las mejores clínicas de aumento de pecho están ubicadas en la ciudad de Madrid, por lo que no resulta extraño que la mayoría de las mujeres decidan viajar hasta la capital de España para someterse a esta clase de intervención quirúrgica.

Contactar con las mejores clínicas de mamoplastia de aumento es muy sencillo, ya que estas cuentan con páginas web que ofrecen formularios de contacto, donde las pacientes pueden contar su caso y pedir una primera consulta para que los profesionales de la clínica médica examinen cómo se va a desarrollar la intervención.