Dentro de poco harás viajes a América y no quieres comer sólo hamburguesas y perritos calientes para no dañar tu salud en exceso. Por lo que ¿Qué puedes comer? Entonces te haces otra pregunta ¿Dónde puedo saber que puedo comer cuando haga viajes a América?
¿Os acordáis cuando todo lo referido a viajes, gastronomía y turismo lo consultábamos en una guía de viaje?

Existe una guía de viaje que trata sobre la gastronomía norteamericana que va más allá de la comida rápida y refrescos.

Si que es verdad que la gran mayoría de la población come muchísima comida basura pero es por esta razón que la guía de viaje ayuda a los extranjeros a comer de manera más sana. Hablando de extranjeros...si haces viajes a América te darás cuenta que la mayor parte de la población es inmigrante por lo que eso se traduce en muchísima variedad alimentaria. Para una guía de viaje, es difícil recoger la gastronomía de norteamérica, esto se debe por el simple hecho que existe gran variedad y, es difícil entender cuál es la gastronomía de el país. O sea, la gastronomía nativa.

Gran parte del mundo desea realizar viajes a América y ésto se ha dado desde hace siglos. Por lo que, si debemos ir siglos atrás, nos daremos cuenta que la cocina estadounidense en realidad es una unión de diferentes etnias.

Así pues, iremos enumerando algunos platos típicos de América que, evidentemente han tenido influencias de diferentes culturas y que pensamos, no debes perderte.

El “crabcake” es una especialidad servida en forma de hamburguesa hecha de cangrejo picado. Si no te gusta mucho el pescado  en general, y eres un gran amante del pollo y de la cultura china, prueba el “pollo general Tso”. Este pollo frito es de los más deseados por los amantes del picante ya que, aunque no lo parezca, es muy muy picante.

Pero, si quieres algo más ligero, existe un plato que se llama “Manhattan's style chowder”. Es una sopa a base de maíz, tomate, tocino, sal y cuajada de harina acompañada con crackers. Otra versión menos británica es el “gumbo” que es un plato a base de arroz con caldo. Este caldo es elaborado con marisco, pato, codorniz o pollo y tasso (cerdo ahumado). De este plato hablan maravillas por lo que no me perdería la oportunidad de probarlo.

Para finalizar la comida, no pueden faltar los postres más famosos como son la tarta de manzana y el brownie.

Si a pesar de todo no te convence, siempre puedes acudir a las típicas hamburgueserías de los años 50 y, de esta manera, saborear una buena y auténtica cheeseburger.