El Real Madrid no tuvo mayores problemas para vencer al Club Brujas en condición de visitante durante la última jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones de la UEFA. El triunfo por 3-1 del conjunto merengue fue el mejor ejemplo de lo dominantes que se vieron los dirigidos por Zinedine Zidane en suelo belga.

Rodrygo Goes, Vinícius Junior y Luka Modric anotaron los goles para el conjunto merengue. En tanto, Hans Vanaken fue el autor del único gol del Brujas, que además fue el empate transitorio durante el arranque de la segunda mitad.

El conjunto español ya entró clasificado a este encuentro por lo que Zidane dispuso de una alineación alternativa, con jugadores como Luka Jovic, Vinícius Junior, Isco y Álvaro Odriozola, entre otros, en el once titular. Pero así y todo, los pronósticos de fútbol daban como claro favorito al Madrid debido a la potencia de su plantilla y al hecho de que el Brujas tampoco tenía mucho en juego salvo el cupo de la UEFA Europa League.

El conjunto belga tuvo la primera ocasión clara de gol en el primer tiempo cuando Percy Tau probó la resistencia de Alphonse Areola, pero el portero francés estuvo excelente para negar el gol. El Madrid respondió con una ocasión de Luka Jovic, pero el serbio no pudo capitalizar su oportunidad y Simon Mignolet detuvo su disparo con facilidad. La ocasión más clara de una primera mitad sin goles fue el gol anulado a Emmanuel Dennis, del Brujas, en tiempo de adición del primer tiempo.

Ese gol anulado pareció despertar al Real Madrid, ya que el conjunto español solo necesitó ocho minutos para abrir el marcador después del descanso. Un gran pase de Odriozola encontró a Rodrygo y el atacante brasileño venció a Mignolet con una volea de primera desde el borde del área. La alegría no duró mucho, ya que Vanaken empató sólo dos minutos después con una definición sensacional previo pase de Dennis.

Parecía que el Brujas iba a ir por el triunfo para así no depender de lo que pasara con el Galatasaray, pero el Real Madrid aprovechó todas y cada una de las licencias que dio la zaga belga en el transcurso de la segunda mitad. Así, no fue sorpresa ver que Vinícius le devolvió la ventaja al Real Madrid en el minuto 64 con un toque de mucha calidad dentro del área. Después de varios rebotes, el exatacante del Flamengo tocó el balón con el borde externo y dejó a Mignolet sin reacción alguna.

El Brujas no mostró atisbos de calidad para dar vuelta la situación y el Real Madrid cerró el marcador en tiempo de adición gracias a Luka Modric. El volante croata puso cifras definitivas en el electrónico con una definición espectacular desde fuera del área luego de un pase de Casemiro.

El Real Madrid logró quedarse con el triunfo de forma cómoda, sencilla y sin sobresaltos. Sin duda, un gran resultado que aumentará la moral del conjunto merengue ad portas del Superclásico ante el Barcelona la próxima semana.