Bernabéu y Millán Astray tuvieron un sonado encontronazo. El motivo, parece ser, fue que el general intentó propasarse con la mujer de un diplomático en el palco del estadio merengue. Puede que solo fuera un beso, puede que incluso hubiera algún tocamiento indebido. Un escándalo para un señor conservador como el presidente del Madrid, que ordenó que se le prohibiera el acceso al Palco mediante la colocación de unas vallas en el lugar donde debía sentarse Astray. En el siguiente encuentro al que asistió el general arremetió violentamente contra los obstáculos y se marchó retando a Bernabéu a un duelo a pistola. Si finalmente no se tirotearon presidente y militar fue por la mediación de sus conmilitones Muñoz Grandes y Moscardó. Incluso manco y tuerto, Millán Astray hubiera tenido más posibilidades de derrotar a tiros a Bernabéu si se hubieran encontrado al amanecer.

Según parece ninguno de los dos pidió disculpas. Astray nunca más intentó regresar al que luego sería estadio Bernabéu. El presidente del Real Madrid, por su parte, siguió con su gestión exitosa en la España de Franco. Incluso, puede que para tocar un poco más las narices, en 1973 le puso la insignia de oro y brillantes del club al general israelí Moshé Dayan. España, entonces, no quería reconocer al moderno estado judío. Y Dayan, para colmo, era tuerto como Astray.

Fuentes:

https://www.lagalerna.com/aclaracion-santiago-bernabeu-millan-astray/

https://www.revistavanityfair.es/cultura/entretenimiento/articulos/santiago-bernabeu-documental/27159

https://www.abc.es/historia/abci-verdad-incidente-entre-millan-astray-y-bernabeu-palco-real-madrid-201901071803_noticia.html

https://blogs.elpais.com/memorias-blanco-negro/2014/05/la-insignia-de-bernab%C3%A9u-a-moshe-dayan-.html