Rafael Ripoll, candidato de España 2000, presentó su programa electoral en el tradicional debate organizado por la Asociación de Mujeres Democráticas Complutenses, AMDIC.

En el salón de actos del centro de salud de la calle Santiago, repleto de mujeres entusiastas e interesadas por lo que pasa en su ciudad y convocadas por la asociación de “las Democráticas”, Rafael Ripoll presentó el que será el programa electoral de España 2000 para las elecciones municipales de Alcalá. Ripoll abrió el debate con los oportunos agradecimientos entre los que citó de forma muy especial a la presidenta de la asociación Doña Asela Sanz, y pidió un reconocimiento porque fue la primera mujer concejal del Ayuntamiento de Alcalá, elegida democráticamente.

Tras ello, destacó en su intervención uno de los principales problemas de los vecinos, el calvario que padecen muchos alcalaínos a la hora de aparcar, ante lo que se propone la creación de nuevas plazas de aparcamiento gratuito en todos los barrios; también Ripoll aportó el preocupante dato que sitúa a Alcalá como la segunda ciudad de España con mayores probabilidades de robo en comercios, lo que nos indica la necesidad de incrementar la seguridad como una de los temas más cruciales; enlazando con la seguridad ciudadana también se habló de los denominados “pisos patera” y las ocupaciones ilegales, que rebasan ya las 160 en una escalada que preocupa a los vecinos y comunidades y que, en muchas ocasiones, son perpetradas por mafias con todos los riesgos que ello supone.

En el debate, al que también asistieron los candidatos del PP, PSOE, Cs y Somos Alcalá, Ripoll defendió igualmente algunas de sus propuestas como la reducción del IBI en la vivienda familiar habitual y el recargo para las entidades financieras y especuladoras de la vivienda, así como otras medidas de apoyo para familias jóvenes de la ciudad ya sea en materia laboral o de ayudas para el colegio y guardería, para terminar concluyendo con estas palabras: “Hay que proteger al decente y perseguir al delincuente”.