La Primera crítica publicada en el extranjero de la película “Mientras dure la Guerra” de Alejandro Amenábar evidencia su fracaso y politización:
https://variety.com/2019/film/reviews/while-at-war-review-1203325833/
Hemos destacado las frases más contundentes:
-Película que yerra por el lado de la precaución, llevando el olor ligeramente rancio del cine de cebo de premios en el que la grandeza se señala con frecuencia y en donde de alguna manera falta inspiración.

-La película termina sintiéndose un tanto patética en un aspecto y unidimensional en otro. No se mueve lo suficiente como una pieza impulsada por el personaje, pero también carece de la urgencia y el suspenso necesarios para hacer que los eventos más grandes sean vívidos. Siempre podemos ver exactamente a qué se dirigen, y la habilidad practicada detrás de esto, pero el impacto emocional rara vez existe.

Por otro lado, queda constancia con esta crítica el maniqueísmo y la politización de la película así como de la difamación de Alejandro Amenábar contra el General Millán Astray, retratado como vanidoso, fanfarrón y psicótico, según el autor de la crítica.
Los casi dos millones de euros de ayudas públicas destinados a esta película han sido tirados a la basura.
Un nuevo fracaso del cine española que nada en este caso entre la subvención público y el plagio, pues Alejandro Amenábar ha copiado el guión a Luis Portillo, agente frentepopulista que se inventó en el año 1941 lo sucedido aquel 12 de octubre de 1936 en Salamanca.